La alopecia es también un PROBLEMA femenino!!

anorexia-tratamiento.jpg
La anorexia podría ser tratada con implantes cerebrales
septiembre 15, 2016
inmigrantes-ilegales.jpg
La crisis económica motiva la EXCLUSION SANITARIA!!
septiembre 15, 2016
alopecia-femenina.jpg

En general tendemos a asociar la alopecia con hombres de edad madura. Pero ni la pérdida de cabello es exclusiva de los hombres ni afecta solo a la la cabeza. La calvicie es sinónimo de la rarefacción anormal del pelo en cualquier región de la piel en la que éste existe. Cada vez son más las mujeres que la padecen. 


La alopecia femenina a estudio


Se estima que alrededor de un 65% de las mujeres de más de 60 años padece problemas más o menos severos de alopecia. Esta patología tiende a aumentar exponencialmente a partir de la menopausia. Las causas puede ser diversas, pero el descenso de las hormonas femeninas y la persistencia del nivel de las masculinas tiene una gran incidencia en el desarrollo de este problema.


El resultado sería una masculinización relativa de la mujer. La pérdida de cabello puede ir acompañada, pues, por el surgimiento de pelo en otras partes del cuerpo (como, por ejemplo, el mentón) donde antes no lo hacía. Otras formas de alopecia surgen esporádicamente tras dar a luz o como consecuencia del tratamiento con quimioterapia. En ningún caso debe confundirse la caída de cabello con su pérdida. En el segundo caso, el pelo no crece como consecuencia de algún problema en su raíz. 


¿Cuál es el tratamiento para la alopecia femenina?


A pesar de que son muchos los remedios milagrosos que se ofrecen desde el mundo de la cosmética y la peluquería, hoy por hoy se considera que la única forma de paliar este problema es mediante el trasplante. En él se extraen folículos pilosos del propio paciente de la parte de atrás de la cabeza y se implantan en la región calva.


La mayoría de estas intervenciones se localizan en la propia cabeza, aunque también se dan en el determinadas áreas del rostro como las cejas o las pestañas. Dichos trasplantes requieren de sesiones muy largas, siendo necesarias varias intervenciones para garantizar un resultado óptimo. El pelo injertado comienza a regenerarse a partir de los tres o cuatro meses posteriores a la intervención. 


La mujer ante la alopecia


En el caso de la mujer, la alopecia suele convertirse en un problema mayor no tanto por su dimensión médica, sino estética. El pánico a perder el pelo y con él un signo de identidad y, por lo tanto, de su feminidad, lleva a muchas mujeres a emprender una cruzada contra la enfermedad.


El gasto en tratamientos ineficaces alcanza cifras realmente significativas. Sin embargo, las fórmulas tradicionales solo contribuyen a frenar la caída de cabello estacional, sin solucionar el problema capilar real. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *